FALOCRACIA: LA DICTADURA DEL PITO

Falocracia: consideración del hombre superior a la mujer, principalmente en el ámbito público.
Por suerte, hoy en día, esta "creencia" está cada vez más extinguida. 

Las mujeres hemos podido alcanzar un nivel de consciencia, tanto en el ámbito privado como en el ámbito público de igualdad. Pero como siempre, recalco cuando trato esta temática... aún queda mucho camino por andar.


A pesar de esta definición, me gustaría tratar la falocracia desde otro enfoque, con un tono de humor e ironía, intentando no dañar a nadie, aunque me será imposible, es mi debilidad (lo admito).

Les presento el gobierno de los falos. Una nación machista, tanto de hombres como de mujeres (cosa que me asombra aun más). Una población que hoy por hoy, piensa con el pito, o en su defecto, que el pito es el centro del Universo. Que por el simple hecho de tener FALO te hace un ser superior... ¡fuerte FALACIA!

Un mundo donde se le hace culto al pito. Los pitos están de moda y parece ser que son cool ¡Y lo cojonudo es guay, y lo malo es un coñazo! ¡Pues NO! Porque los penes están sobre valorados

- ¡Ooh sí, tengo pene y tu no!

Se le da excesiva importancia al miembro masculino. ¿No me creen?, ¿seguro?

A ver, ¿qué chico no se ha medido su miembro?... ¿Eh? Y ahora me responden... ¿conocen alguna chica que se haya medido su capacidad vaginal?, ¡a que no!
Ninguna mujer va por ahí presumiendo de las dimensiones de su vagina, ni sintiéndose un ser superior por ello. Incluso podría afirmar, que aun pudiendo sentir algo parecido, debido a que damos vida en nuestro ser, o sacamos un bebé a través de ella, y no presumimos de ello. Pero no vamos a  entrar en esa guerra chicos. Porque el ser humano está creado para complementarnos. Nosotros tenemos la capacidad vaginal y ustedes el relleno... es como nosotras tenemos el agujero del donut y ustedes el dedo, ¿entienden?

Sigmund Freud (padre del psicoanálisis) ya lo dijo en su momento. Desarrolló una teoría conspiratoria que decía que, las mujeres nos sentíamos frustradas por no tener pito. Y es más, que nuestro clítoris era un falo sin terminar de reproducirse, sin llegar a desarrollarse, de ahí nuestra frustración.
Lo que daría por tener una cita/cena con Sigmund Freud. Quizás le mostrara "mi falo sin reproducir" y todas sus prestaciones, a ver si sigue opinando lo mismo.


Otro dato significativo de la falocracia son todos los conceptos erróneos sobre las erecciones. ¡También están sobre valoradas
No me cansaré de repetir que el sexo es mucho más amplio que una mera penetración, que hay miles de alternativas a la hora de las artes amatorias, sin llegar al sexo tántrico.

¡Penes flácidos, no se sientan culpables ni angustiados! Aborrecer la presión que la sociedad ejerce sobre ustedes! ¡Suban esa autoestima, y verán que todo subirá! 

Por otro lado, comentar que las féminas usan una técnica absurda: la castración mental. Cuando quieren castigar a sus parejas... ¡pues hoy no hay sexo! ¿¿¿Qué $%&·%"/" castigo es ese??? ¿A quién quieren castigar? Si realmente lo quieren castigar, usen un método que solo le repercuta a ellos, porque con esa técnica, creo que nosotras también salimos perjudicadas... ¡PIÉNSELO!

En serio chicas, no castiguen a los penes. Son un complemento ideal, pegan con todo.



Recuerden Cupider@s que más vale falo en mano, que cientos volando.

LES QUIERO CON MUCHO HUMOR


Les recuerdo que pueden seguirme a través de
Facebook / Pinterest / Google+: La Mirilla De Cupido
Twitter: @mirilladecupido

Gmail: lamirilladecupido@gmail.com

3 comentarios:

  1. Muy buen texto... divertido y conciliador... no te voy a quitar la razón... jajajaj es mejor tratar todos estos temas controvetidos con humor... si nos complementamos pq nos castigamos tanto mutamente? un besazo enorme¡¡¡

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La guerra de sexos está muy bien para elaborar chistes, monólogos... pero muy insano vivir continuamente con una lucha de poder, debido a que, no nos queda otra que vivir y compartir juntos... así que mejor llevarnos bien, que andar a la gresca.
      Un fuerte beso.

      Eliminar
  2. Buen artículo. Muy interesante. Y hay que seguir luchando! Tristemente aún queda mucho sobre todo en otras culturas.
    Saludos.

    ResponderEliminar

Compartir

La Mirilla De Cupido © Nass Marrero